jueves, 3 de marzo de 2016

A esta hora

A esta hora  salen los gatos al sol: negros, blancos, romanos, grises. Sus bigotes desafían a los rayos  - como un saludo - pues es la hora, esta hora. A esta hora pronto será hora punta  y las calles rebosarán de coches, mientras, las cadenas de comida rápida  nos atracarán con sus olores. Justo ahora  un vecino ha encendido la barbacoa  y ha puesto esa música que no nos gusta, pero el perro se para a oler la hierba.  Huele a felino,  ya os dije que era la hora.  La gente sonríe amable, será porque es jueves  y hora de mirar el correo. Yo he decido alargar el paseo, hoy no hace frío y la luz hace brillar los árboles, no hay mejor hora.  A esta hora lo cotidiano es un paraíso y todavía no nos hemos visto, pero pronto será la hora, nuestra hora de abrazos y besos. Habrá merecido la pena la espera, esperar todas estas horas,  habrá merecido la pena recoger la clase, corregir exámenes, cantar esas canciones que se clavan  en nuestra memoria, una tras otra, da igual la hora. 

4 comentarios: